martes, mayo 18, 2010

El Ruido Eterno

"...tengo la impresión de que la música, a pesar de todo el rigor lógico-moral con que parece mostrarse, pertenece a un mundo de espíritus por cuya absoluta fiabilidad en cuestiones de razón y dignidad no querría poner yo precisamente mi mano en el fuego. Que, pese a ello, me sienta apegado a ella con todo mi corazón constituye una de esas contradicciones que, ya sean motivo de pesar o de alegría, resultan indisociables de la naturaleza humana".

Doktor Faustus, Thomas Mann

2 comentarios:

Juan dijo...

Que sería de mí sin la música.
Al final no iré para España en junio...me toca currar. Así que vete ahorrango guita para el verano que viene (2010-11) que nos vamos a Coachella. For sure. Un abrazo pri.

Harry Haller dijo...

Ni el trabajo, ni el dinero, ni el amor, ni la muerte impedirán que usted y yo ardamos en ese desierto. Face to Face, Mallorco.